CAPÍTULO 7 – ACTIVACIÓN KA

CAPÍTULO 7 – ACTIVACIÓN KA


Ka puede describirse como el circuito eléctrico, como el cuerpo de luz que existe de forma idéntica y simultánea en los espacios de la tercera a la sexta dimensión y cuya función es en última instancia la de anclar y mantener la forma de tu Presencia de Cristo. En otras palabras, es la conexión entre el espíritu, la dimensión y la forma, permitiéndonos, en tanto seres humanos, sin abandonar el cuerpo, convertirnos en seres de Cristo y avanzar así de la tercera a la cuarta dimensión e incluso más lejos, evolucionar y seguir haciéndolo al tiempo que se eleva nuestra frecuencia vibratoria.

 

El cuerpo Ka podría describirse como el vehículo en el que el Yo Superior desciende a la materia y en el que asciende junto con el cuerpo hacia dimensiones superiores. A través de estos procesos seda la traslación a dimensiones superiores de la conciencia. En The Keys of Enoch Ka se define como el «doble divino».

En el libro de Joan Grant Winged Pharaoh, hay un pasaje maravilloso en el que el futuro faraón imparte lecciones a sus hijos. En la historia, Ptah es el recolector y distribuidor de vida que creó todas las cosas vivas a partir de la fuerza vital pura.

 

Describe ante los niños la función de Ka como sigue:

Existen en el cuerpo muchas partes que hacen uso de las cosas de la Tierra en la que vivimos. Los pulmones nos purifican con el aire que respiramos; los intestinos, el estómago y muchos Otros órganos transforman la comida y la bebida en sangre fresca que el corazón bombea a través de nosotros. Pero tenemos una necesidad superior que ninguno de éstos puede satisfacer y esa necesidad es la vida, esa vida que existe por doquier y que me habéis oído llamar «la vida de Ptah».

 

Como es demasiado fina para contactar con el Khat, contamos con una réplica aún más fina de nosotros mismos en forma de red, como si de miles de venas invisibles se tratara, y a través de estos canales fluye la vida de Ptah, sin la cual moriríamos. Esta parte de nosotros se llama el Ka, que significa «el recolector de vida». No puede verse con ojos terrenales pero es tan importante que si estos canales se dañasen y no pudieran llevar vida, el cuerpo moriría…

El Ka se escribe como dos brazos levantados surgiendo de una línea recta. La línea significaba «el horizonte» y ha venido a significar «Tierra»; los brazos levantados con las manos abiertas representan a aquel que se estira hacia arriba y recoge la vida de Ptah…

Más adelante, en el mismo capítulo, Ptah-Kefer, un vidente y maestro de familias reales, relata a los niños:

Ahora, cuando miro el Ka de un hombre con los ojos del espíritu, me cubro los ojos con la mano para segar esa luz remisa que llamamos color mientras con la mirada de la experiencia puedo mirar la celeridad de Ka, que aun así parece tan quedo como un durmiente, pues mi vista de vidente viaja a la misma velocidad.

La energía Ka está rarificada, descendida de dimensiones superiores, vibra con tal rapidez que la visión normal no puede verla. Su fluir por el cuerpo es una experiencia sublime y a la vez sutil. Durante los cursos intensivos de Ejercicios Pleyadianos de Luz que imparto, los alumnos sienten un flujo grande de energía sexual tántrica al abrirse los canales y despertar el cuerpo Ka. La energía Ka fluye por los canales de todo el cuerpo y no sólo por aquellos directamente relacionados con los órganos reproductores.

 

La razón por la cual el abrir los canales Ka tiende a favorecer la liberación tántrica es que todo el cuerpo, es decir, la totalidad de los órganos, debe estar sano y participar en el proceso para que fluya la verdadera energía tántrica. A la vez que la energía Ka inunda los canales con energía de dimensiones superiores, se liberan simultáneamente las energías bloqueadas. La experiencia del fluir de energía tántrica es un efecto secundario de este influjo simultáneo de energía de alta frecuencia y liberación etérica.

 

El flujo de energía tántrica es una experiencia natural y continua en los seres superiores a partir de la sexta dimensión. Por lo tanto, a medida que el cuerpo deja salir las energías más densas hace de conector con el Ka, accediendo al Yo Superior de la sexta dimensión e inferiores, siendo el resultado las ondas tántricas. El tantra ha sido fuente de estudio y logro para el espíritu en muchos grupos espirituales desde que existe la vida física.

 

Algunas tribus indígenas americanas, los budistas tibetanos, muchas sectas hindúes y los mayas, por nombrar sólo unos cuantos, han practicado su propia forma de tantra durante mucho tiempo. Representa una fascinación y deseo naturales teniendo en cuenta que es la frecuencia hacia la que evolucionamos.

La energía sexual tántrica que asciende fluyendo entre la células y con el kundalini por el canal vertebral y a través de los chakras, es energía pura de creación, es la sustancia de la que está compuesto el éxtasis cósmico, y en la Tierra ha sido una de las energías más dañadas y distorsionadas. Abrir y hacer fluir energía Ka no va a cambiar de forma automática tus pautas o actitudes sexuales pero hará que las frecuencias superiores de tales energías estén más disponibles y fluidas en el cuerpo. En cualquier caso, el crecimiento espiritual exige refinar y despejar energía, comportamientos y actitudes sexuales.

 

Los órganos sexuales tienen un vínculo directo con el alma; lo que haces con la energía sexual tiene consecuencia directa en tu relación con el alma. Hacer fluir ambas energías, tántrica y Ka, es simplemente una de las maneras más rápidas y naturales de sanar la relación cuerpo/alma y despejar pautas sexuales traumáticas y negativas (trato directamente el tema de la sanación del alma y lo que los Emisarios Pleyadianos de Luz llaman «tantra delfínico» en mi siguiente libro The Pleiadian Workbook II)

El objetivo principal de los Ejercicios Pleyadianos de Luz es activar y despertar los canales Ka y la estructura Ka a fin de desencadenar la disposición celular para la iluminación y la ascensión, tomar conciencia de tus responsabilidades para con el espíritu y darte a conocer la ayuda de que dispondrás durante el proceso de ir desde «aquí» hasta «allí». Estos objetivos pueden alcanzarse más fácilmente con la ayuda de los pleyadianos y el Maestro Ascendido Jesucristo en colaboración mutua para ayudar a los humanos a alcanzar estas metas.

Existen trece niveles de activación que empiezan con la primera sesión Ka y terminan con la Ascensión. Estos niveles de activación se corresponden directamente con las trece partes del ciclo maya de la creación. No es casualidad que los sistemas egipcio y maya coincidan en muchas áreas, ya que fueron los pleyadianos los que enseñaron a ambas culturas. El ciclo de la creación se utiliza en el calendario maya mediante la repetición sucesiva de secuencias de trece días, de modo muy similar a nuestra repetición sucesiva de ciclos, o semanas, de siete días.

 

El calendario maya también se divide en años de trece ciclos lunares en oposición al calendario más conocido de doce meses al año. Trece es también el número de la manifestación divina o de la magia blanca.

Independientemente de cuál sea la medida de tiempo o el proceso mágico que utiliza el ciclo de trece, cada número tiene un significado específico. En el diagrama siguiente doy la función general del número y su función específica en relación a la activación Ka.

 

Me he guiado por los siguientes libros: The Mayan Oracle de Ariel Spilsbury y Michael Bryner y Dreamspell de José Argüelles.

 


 

A fin de alcanzar de verdad la capacidad plena del despertar de Ka, debes embarcarte en un camino de olvidar y recordar, de abandonar y abandonarse a Dios/Diosa, y una total dedicación a la purificación y trascendencia del ego. A medida que avances de nivel de activación Ka iras reconociendo que cada uno supone una iniciación y una apertura al siguiente acto de liberación emocional, mental, físico y espiritual.

 

Cuando no quede más que el yo, amando incondicionalmente, rendido e iluminado, es cuando empieza el verdadero trabajo. Este manual de Ejercicios Pleyadianos de Luz es más una invitación a formar parte de las sagradas escuelas mistéricas de los Grandes Hermanos Blancos propiciadas por los Emisarios Pleyadianos de Luz, el Colectivo Sirio de Conciencia de Cristo y Dios/Diosa/Todo Lo Que Existe que un manual en sí, y, sin embargo, tiene su razón de ser en esta era moderna en la que es más difícil acceder físicamente a las escuelas mistéricas y las órdenes sagradas.

 

¿Hasta dónde quieres llegar dentro de este sistema? Es algo que depende de ti.

En este capítulo empezarás con los Ejercicios Pleyadianos de Luz conociendo primero a los pleyadianos y al Cristo para alinear tu objetivo con el suyo, iniciando el despejamiento y la activación de la plantilla y los canales Ka.
 


Encuentro con los Emisarios Pleyadianos de Luz


Aunque sólo se obtienen los mejores resultados cuando los Ejercicios Pleyadianos de Luz se realizan mediante la imposición de manos de un profesional, también resulta muy beneficioso conectar etéricamente con los pleyadianos y recibir asistencia directamente de ellos sin la actuación de un especialista. Ésta es la razón por la que los pleyadianos me pidieron que escribiese este libro: para poner los Ejercicios Pleyadianos de Luz a disposición del público.

 

Este libro [así como los siguientes] contiene todos los aspectos dentro de los Ejercicios Pleyadianos de Luz que pueden realizarse directamente a través de la actuación con los pleyadianos y el Cristo.

Cuando se actúa sobre el Ka mediante la imposición de manos, el profesional hace fluir energía cósmica kundalini de alta frecuencia de maneras muy concretas a través de cada punto de activación de los canales. A veces hace falta cirugía psíquica en canales rotos o dañados. Otras veces hay que reemplazar segmentos enteros de canales. Ésas son las razones principales por las que se me han enseñado los ejercicios Ka en forma de imposición de manos.

 

Los pleyadianos me han explicado que necesitan trabajar a través de manos físicas cuando hay necesidad de reparar o reemplazar partes de un canal. Es un trabajo generalmente muy sutil y relajante aunque a veces provoca una liberación intensa de emociones, desposesión, emisiones físicas espontáneas o incluso sublimes alteraciones mentales.

Sin embargo, la mayoría de los Ejercicios Pleyadianos de Luz, incluyendo los ejercicios Ka, no requieren imposición de manos. Los ejercicios que pueden realizarse directamente con los pleyadianos y con el Cristo tienen en general de un 40 a un 80% de efectividad global, dependiendo del alcance y la extensión de los daños que sufra en los canales la persona receptora.

 

Una vez hayas iniciado personalmente el contacto con los pleyadianos y hayas pedido que se abran los canales y la plantilla Ka, tu aprendizaje de los Ejercicios Pleyadianos de Luz continuará durante unos meses más. Aunque sólo se describa un par de sesiones en este capítulo, se te comunicarán otras repetida y automáticamente -generalmente durante el sueño- cuando estés preparado para ello, simplemente por haber pedido la apertura de los canales.

Cuando un profesional realiza a fondo el Ejercicio de Luz Pleyadiano, abriendo y activando los canales y la plantilla Ka, así como la sanación y despejamiento que ello implica, se requieren aproximadamente de 16 a 25 sesiones privadas.

 

Existen 16 pares de canales que abrir, rutas neuronales en el cerebro que despejar, técnicas de meditación y formas de conectarse con el Yo Superior que deben enseñarse, pautas físicas de bloqueo que despejar mediante la remodelación cerebral delfínica, así como sesiones individuales de enlace estelar delfínico, lecturas videntes y despejamiento. Naturalmente, todo esto no puede hacerse en su totalidad si trabajas directamente con los pleyadianos pero sin un profesional, aunque la sanación y la energía disponible etéricamente suele bastar a la mayoría.

En la mayoría de las sesiones descritas en esta parte del libro se utiliza algo llamado «el Cono de Luz Interdimensional». El Cono de Luz Interdimensional (presenta do en la ilustración de la página siguiente) está situado en la parte superior del aura, apuntando en dirección opuesta al cuerpo.

 

Está compuesto de altas frecuencias de luz que giran rápidamente y ayudan en el «alineamiento vertical» despejando energías liberadas por el cuerpo y el aura.

FIGURA 7:

El Cono de Luz Interdimensional está situado en la parte superior del aura

para ayudar al despejamiento y lograr el alineamiento divino.
 

«Alineamiento vertical» significa estar en enlace y contacto con el Yo Superior en una realidad basada en el espíritu y en tu Alineamiento con el Eje Divino. Desde aquí hasta la novena dimensión tu campo de energía tiene una abertura tubular, llena de tu luz, que se extiende por toda la columna hasta llegar a la parte inferior del aura bajo los pies. Es como si la misma columna descendiese etéricamente hasta la parte inferior del aura y ascendiese más allá de ella, creando una columna continua para todos tus aspectos en dimensiones superiores.

 

Cuando esta columna o eje se encuentra en su lugar, favorece la evolución espiritual continuada, el alineamiento con la Verdad Divina, y un enfoque espiritual en la vida. Este alineamiento vertical se opone al alineamiento horizontal, que se refiere a una realidad basada en la identificación de la personalidad con las ilusiones, adicciones y ataduras del mundo físico. En una realidad espiritualmente sana y basada en la Verdad, todas las interacciones horizontales se ven estimuladas por el alineamiento vertical y no están identificadas con la realidad física como realidad fundamental.

El Cono de Luz Interdimensional crea un arrastre ascendente en tu campo de energía incluyendo el cuerpo, lo que potencia el despejamiento y liberación de energías que te mantienen en alineamiento horizontal y en una realidad basada en la ilusión. Estas energías liberadas pueden ser ajenas, proceder de planos astrales inferiores, de entes o de tu propia contracción, negación y represión.

El cono literalmente succiona las energías liberadas llevándolas más allá a un campo de energía dimensional superior tan intenso que las energías son instantáneamente transmutadas, neutralizadas y devueltas al lugar de donde proceden. En otras palabras, el Cono eleva la vibración de energías hacia un nuevo estado evolutivo y las devuelve a la persona o lugar donde se originaron.

Descubrí que el cono aceleraba tanto mi crecimiento personal que no creí provechoso mantenerlo continuamente sobre el aura durante casi un año y medio de uso. Sentir un tirón tan fuerte y continuo de cada pensamiento o energía no equilibrada de tu cuerpo, puede ser, como mínimo, una experiencia intensa.

 

Durante las enfermedades el Cono de Luz puede acentuar los síntomas haciendo evolucionar más rápidamente la enfermedad y creando a veces un malestar acompañado de dolor. Por ello se recomienda usarlo con moderación o no utilizarlo cuando se está enfermo a no ser que recibas instrucciones de hacerlo; o si estás realizando una sesión de cámara como las descritas en el capítulo 9. Puede, desde luego, provocar una liberación emocional, potenciar la percepción sensorial plena y aumentar en general la conciencia y la sensibilidad.

Quizá la primera vez que trabajes con el Cono de Luz durante períodos cortos y muy definidos, te encuentres que funciona milagrosamente y te sientas de maravilla. Tal vez creas que el Cono puede no favorecer la conexión a la tierra, aunque a mí no me lo parezca a no ser que lo deje demasiado tiempo activado.

 

De hecho, me hace sentir más real, más presente y equilibrada, invoco el Cono de Luz para meditar, para la autosanación, para sesiones con los pleyadianos así como cuando tengo sesiones privadas o estoy impartiendo clases o talleres. Aparte de estos usos, su efecto resulta demasiado intenso para la mayoría de las personas, al menos al principio.

Este primer ejercicio es para conocer a los Emisarios Pleyadianos de Luz:

  1. Túmbate con una almohada bajo las rodillas y los pies en línea con los hombros; cierra los ojos.

  2. Conéctate a la tierra, comprueba los límites del aura.

  3. Repite la siguiente invocación: «En nombre de la Sagrada Presencia Yo Soy, estoy preparado para despertar e iluminarme plenamente. Acepto la responsabilidad de vivir y estar alineado con la Verdad, el Amor y la Voluntad Divinos de acuerdo con el Plan Divino de Luz. Sólo estoy dispuesto a conectar con seres etéricos que sean de la Luz y estén alineados con el Plan Divino».

  4. Luego declara: «Invoco al Maestro Ascendido Jesucristo de la Luz». Espera unos diez segundos o hasta que sientas su presencia en la habitación. Repite la llamada si lo crees necesario. Las presencias en la habitación pueden ser extremadamente sutiles, si acaso se notan. Si éste es tu caso, tendrás que confiar en que los seres que has invocado están contigo hasta adquirir mayor percepción.

  5. A continuación invoca: «Ahora llamo a los Emisarios Pleyadianos de Luz», espera unos diez segundos o hasta que sientas algún cambio en la habitación o seas consciente de su presencia. De nuevo puedes repetir la invocación si lo crees necesario.

  6. Di a los pleyadianos: «Pido que me sea colocado el Cono de Luz Interdimensional sobre el aura para el despejamiento y Alineamiento con el Eje Divino». Espera unos veinte segundos antes de continuar para que se coloque y se active.

  7. Di a los pleyadianos y al Cristo que deseas comenzar los Ejercicios Pleyadianos de Luz y que quieres que inicien el equilibrado despejamiento o sanación necesarios antes de abrir la plantilla Ka y sus canales. Diles cualquier cosa que te gustaría que supiesen de ti, tus intenciones y necesidades espirituales. Puedes mencionar los bloqueos o áreas estancadas de las que seas consciente, o cuestiones delicadas que tengas entre manos.

  8. Mantente receptivo, quieto y en silencio durante una hora mientras tiene lugar la sesión preliminar.

  9. Pide que se te retire el Cono de Luz. Luego reanuda tu vida diaria. Puede que prefieras realizar esta primera sesión antes de acostarte y quedarte dormido después. Si así lo prefieres, antes de dormirte pide a los pleyadianos que retiren el Cono de Luz a la hora apropiada.


Despejamiento y activación de la Plantilla Ka


La Plantilla Ka está situada en la parte superior de la cabeza detrás del chakra de la coronilla, tiene forma rectangular y contiene un mensaje cifrado sagrado (véase ilustración 8). Los símbolos se parecen mucho a una combinación de jeroglíficos egipcios y de arameo antiguo. Sin embargo, son más universales que cada uno de estos idiomas por separado. La disposición y la selección de los símbolos es diferente para cada individuo.

 

Los utilizados en el dibujo son hipotéticos y no son más que un ejemplo.

FIGURA 8:

La Plantilla Ka
 

A medida que las energías Ka entran en el aura desde tu yo de la cuarta dimensión, éstas se reciben primero en la plantilla Ka, pasando a través del código que marca el proyecto de tu alma y tu cuerpo para la utilización del Ka en esta vida. Si tu meta es ascender, estará codificada en tu plantilla y se activará cuando ésta se abra y se despeje. De la misma manera, si tu ser ha elegido experimentar la muerte física a través de un cáncer u otra enfermedad, esa información está también codificada en la plantilla Ka. Los pleyadianos nunca interfieren en los objetivos que te hayas fijado pero trabajarán para ayudarte a prosperar.

Puedes haber planeado antes de tu nacimiento padecer enfermedades y limitaciones genéticas para transmutarlas y trascenderlas. Esto también aparece en la plantilla, y el proceso de trascender y transmutar se acelera cuando la plantilla Ka está despejada y activada.

Cuando se comienza a despejar y a activar la plantilla Ka, la energía fluirá desde ahí hasta la glándula pineal en el centro de la cabeza. (Véase ilustración 16a en la página 338) La glándula pineal distribuye luz por todo el cuerpo, diciéndole al cerebro cómo organizar los sistemas corporales, la mente, las emociones y el movimiento físico. También regula el flujo de luz y energía hacia el sistema de meridianos a través de los Canales Ka y es vital para el despertar y la iluminación espiritual.

 

Los impulsos de regeneración o degeneración están en función directa de la relación entre la Plantilla Ka y la glándula pineal. Esta plantilla no es sólo importante para la apertura espiritual al Yo Superior, sino que es igualmente vital para la salud y el bienestar del cuerpo, preparándose para albergar tu espíritu y tu Yo de Cristo.

Sólo necesitas quince minutos para una primera sesión de apertura y despejamiento de la Plantilla Ka siguiendo las instrucciones indicadas a continuación:

  1. Sentado o tumbado con una almohada bajo las rodillas coloca los pies en línea con los hombros y cierra los ojos.

  2. Conéctate a la tierra, acerca el aura y comprueba los límites.

  3. Invoca al Yo Superior para que acuda y esté contigo en la habitación.

  4. Invoca al Maestro Ascendido Jesucristo de la Luz.

  5. Invoca a los Emisarios Pleyadianos de Luz para que se unan a ti.

  6. Pide a los pleyadianos que coloquen el Cono de Luz Interdimensional para el despejamiento y el alineamiento con el Eje Divino.

  7. Di a los pleyadianos, al Cristo y al Yo Superior que ahora deseas despejar y activar la Plantilla Ka tanto como sea posible.

  8. Quédate quieto absorbiendo durante unos quince minutos o duérmete si quieres.

  9. Si no vas a dormir, puedes necesitar volver a conectarte a la tierra antes de seguir con tu vida diaria.

Más adelante se describe un procedimiento para despejar y activar la Plantilla Ka en mayor profundidad. Sin embargo, el ejercicio anterior es todo lo que se necesita para poder empezar. Puedes pasar directamente a la próxima sección si así lo deseas.
 


Apertura de Canales Ka


Los Canales Ka se parecen a un conjunto de rutas como meridianos, a través de los cuales fluye la energía Ka. Cada canal es de hecho un par de líneas de energía que se corresponden con las rutas físicas del lado derecho e izquierdo del cuerpo. Este sistema de canales no se parece a ningún otro sistema de meridianos, aunque algunos puntos de activación a lo largo de los canales coincidan con la acupuntura, el shiatsu, la acupresión y los puntos del meridiano Jen Shen Do. Estos puntos coincidentes sirven de conexión a través del cual se transmite la energía Ka al sistema de meridianos del cuerpo físico.

La energía Ka es fundamental para revitalizar y mantener todos los sistemas de meridianos en el nivel etérico. Esta energía surge del Yo Superior de la sexta dimensión y cae en cascada. La energía es muy fina y pura ya que contiene la integridad de la naturaleza eléctrica de luz del Yo Superior durante el proceso de reducción o «caída» de su frecuencia para adquirir la adecuada compatibilidad dimensional.

Cuando esta energía Ka entra en los Canales Ka en el cuerpo físico, no sólo llena y activa estos canales, sino que inunda los sistemas físicos de meridanos por los puntos de activación coincidentes.

Los pleyadianos me han dicho que cuando la energía Ka fluye plenamente por el cuerpo, los sistemas de acupuntura y otros sistemas de meridianos permanecerán equilibrados y revitalizados.

Ello no implica que ésta sea la única fuente de salud de los sistemas de meridianos; por supuesto debes procurar comer sano, pensar clara y positivamente, mantener la conexión espiritual y vivir espontánea y honestamente las emociones. Todo ello afecta a la calidad de la existencia y es necesario para la salud integral y holística. Cuando estas áreas se encuentran en equilibrio y bien alineadas en tu vida, el Ka puede operar a un nivel de máxima eficiencia manteniendo la máxima vitalidad y equilibrio.

Como resultado de este equilibrio holístico llegas a alcanzar un estado de ser en que la conciencia superior puede existir de forma simultánea en todas las dimensiones sin verse afectada la esencia de su naturaleza. Esto se alcanzará cuando encuentres equilibrio en tu vida diaria y la conciencia humana y los Canales Ka estén totalmente despiertos y operativos en el cuerpo físico.

Como ya he mencionado en este capítulo, existen dieciséis pares de Canales Ka o treinta y dos líneas con puntos de activación. Cada uno de estos pares tiene una función específica relativa a tu salud física, emocional, mental o espiritual además de la función fundamental de crear el vehículo en el que tu Presencia Crística se encarnará en la Tierra. Los pleyadianos me han pedido que no muestre los diagramas de los canales a aquellos que no vayan a recibir la imposición de manos de un profesional porque cuando se les presta atención tienden a «encenderse».

 

Ello podría causar un dolor y un trauma innecesarios al activar o encender los canales con lágrimas, fugas o graves daños que no pueden sanar los pleyadianos sin la ayuda humana. Por lo tanto, una vez hayas pedido que se abran los Canales Ka no sabrás sobre qué canales y puntos de activación se está actuando en un momento dado a no ser que los pleyadianos deseen comunicártelo.

Puede que experimentes el resurgir de emociones, creencias o energías y pensamientos de otras personas cuando se abran los Canales Ka. En ese caso, utiliza las herramientas que has aprendido en los capítulos «Ejercicios Pleyadianos Previos» como mejor te convenga.

Los pleyadianos y el Cristo trabajarán contigo de manera que se reduzcan tus dudas al mínimo y no sufras traumas que aún estén pendientes de sanación. Siempre hacen su trabajo meticulosamente y alineados con lo que sea mejor para ti.

Utiliza el siguiente procedimiento para abrir los Canales Ka:

  1. Túmbate con una almohada bajo las rodillas, y los pies en línea con los hombros.

  2. Conéctate a la tierra. Retrae tu aura y comprueba límites, colores y rosas.

  3. Llama a tu Yo Superior para que se reúna contigo.

  4. Invoca a los Emisarios Pleyadianos de Luz.

  5. Invoca al Maestro Ascendido Jesucristo.

  6. Pide a los pleyadianos que coloquen el Cono de Luz Interdimensional sobre el aura para el despejamiento y el alineamiento con el Eje Divino.

  7. Di a tu Yo Superior, los pleyadianos y el Cristo, que estás preparado para que te abran los Canales Ka a fin de dejar sitio para que more tu Presencia Maestra en la Tierra mediante tu cuerpo. Pídeles que te ayuden a continuar evolucionando y sanando espiritualmente en el proceso de apertura de los Canales Ka de manera que sirva a tu bien supremo. Dales permiso para que, ya estés dormido o despierto, actúen a partir de ahora sobre tus Canales Ka a no ser que conscientemente les pidas lo contrario. Mi experiencia ha sido que la mayor parte de la actuación sobre el Ka ocurre durante el sueño.

  8. Permanece quieto y receptivo durante una hora. Si te duermes, no importa. Puedes hacerlo perfectamente a la hora de acostarte.

  9. Si no lo haces al acostarte, puedes necesitar volver a conectarte a la tierra antes de levantarte y seguir con tu vida diaria.

Una vez finalizada esta sesión ya no necesitas establecer un tiempo especial para los Canales Ka. Los pleyadianos y el Cristo vigilarán tus necesidades y actuarán en consecuencia.

 

Fuente http://www.bibliotecapleyades.net/pleyades/ejercicios/ejercicios07.htm

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s